,

DE FIESTA CON EL PASADO

Como siempre a última hora, medio armario por los suelos, porque realmente no tengo nada que ponerme, vale no se puede saltar con pértiga la pila de ropa que he decidido no llevar esta noche, pero es que...


Piensa, "arreglá pero informal", "cursilita pero mona", "sexy que siempre vale", "profesional", "madre"... es la cena del colegio, hace 25 años que no nos vemos y la moda ha cambiado mucho, pero sobre todo nuestros cuerpos son otros.

Me gustaría que me reconocieran y que no se le escapara a nadie aquello de cuánto has cambiado, porque tengo espejo y para bien seguro, pero por dentro, que por fuera la gravedad y dos embarazos han hecho su trabajo.

En fin, tres viajes más al espejo y dos llamadas de teléfono y ya está, pantalón negro y blusa de seda, sencilla pero elegante, dos manos de pintura y la seguridad de que las mechas cubren las canas.

Allá vamos, me recuerdo con 17 años dispuesta a comerme el mundo, segura, alegre y confiada, el viaje a sido apasionante y aquí estamos para contarlo.

0 amig@s dejaron su opinión...¿te animas? :

Publicar un comentario