ELEGANTE GIN

No todo van a ser penas, a mi también me gusta parar un momento y tomar una copa con amigos, celebrar un trabajo bien hecho o simplemente disfrutar de esos momentos en que la casa parece recuperar ese halo de refugio para dos que tanto me gusta. 

Me decanto por el gintonic, es una bebida que puedes hacer muy suave, refrescante, seca y ahora más que nunca, sumamente elegante. Algo se mueve en el mundo del gintonic, imagino que la globalización también tiene que ver con esto, y es divertido.

Descubrimos esta tendencia cuando al pedir una simple copa, la conversación con el camarero comenzó a parecerse peligrosamente a un pedido telefónico de pizza; ¿qué ginebra? ¿qué tónica? ¿con limón exprimido? ¿con pepino?. Cielos, simplemente un gintonic, y si me sacas de dos marcas, pues que se yo.

Poco a poco, la curiosidad nos ha ido pudiendo y ahora representamos divertidas comedias en casa, ofreciendo gintonic al gusto de la reina madre, de Hendrik's con pepino y Fever Tree, (realmente a mi me acaba faltando el sandwich de mantequilla y pepinillo con el que me imagino que se los tomaba, empezando a las seis de la tarde, es que Inglaterra es muy triste) o en versión más tradicional con su lima exprimida. 

Y la última adquisición, recienmente extraída del Harper's Bazaar, la copa más elegante, The London Gin nº 1, una ginebra azul, azul de verdad, que con una ruedita de limón y la ya imprescindible Fever Tree es muy especial. 

A vuestra salud.

0 amig@s dejaron su opinión...¿te animas? :

Publicar un comentario