,

.

Quiero quedarme y me alejo. Tus manos ya no pueden retenerme. 
Las lágrimas se confunden con el mar.
Quiero alejarme y vuelvo. Mi corazón no quiere dejarte.
Los recuerdos se confunden con las pruebas.
Puedo marcharme, no soy una ola, ni tú una orilla.





Gracias a Mariette por descubrirme a este grandísimo artista.

30 comentarios :

  1. Bonita entrada,me gustó pasar por tu blog.Besitos.

    ResponderEliminar
  2. ¡Hola Pilar! escuchando la música me detuve a leer tus secretos, sinceramente me caes bien y si tenemos que compartir habitación en algún viaje del Inserso (dentro de muuuuuuchos años) no dormiríamos con el armario abierto comparto contigo esa manía, no sé la razón, no creo que llevara ningún susto o algo parecido, pero simplemente me angustia y tengo que levantarme a cerrarlo porque no puedo dormir.
    ¡Ah! no se lo digas a nadie jejeje, pero a veces cuando mi costilla ya duerme y soy la última en acostarme salgo a la galeria a ver la luna con la tila en una mano y un cigarrillo en la otra, es un pequeño capricho, como una rabieta que me permito.
    Gracias por tus palabras de afecto y espero que ese grito al espejo sea un nubarrón de tormenta, de esas que hacen ruido pero se alejan pronto.
    Besitos.

    ResponderEliminar
  3. Muy bonito. Aunque todos somos en la vida alguna vez un poco olas, en esa indecisión de irse o de quedarse y en esa sumisión de ir a morir a los pies de la orilla que tanto nos atrae aunque nos quite la vida... jolines, qué melodramático, no?

    ResponderEliminar
  4. Creo que la vida es un ir y venir continuo, a veces somos olas , otras orillas .
    A esta hora , esta musica me pone muy melancolica ; pero me gusta .

    Besos desde Málaga.

    ResponderEliminar
  5. Quiero ser orilla y me convierto en acantilado.
    Quiero reir y las lágrimas me ahogan.
    Quiero acudir a tu llamada, pero el camino se desliza bajo mis pies.
    Algo se rompió y los trozos ya no pueden juntarse.
    Quédate, sé puerto, y seré tu barco.
    Te quiero.

    Felicidades por tus "doscientos".

    ResponderEliminar
  6. Esto mismo me esta ocurriendo : quiero irme y quedarme a la vez...
    Sere una ola del mar?
    Besos y bellisima entrada!

    ResponderEliminar
  7. Es todo tan complicado.
    Un abrazo Pilar.

    ResponderEliminar
  8. Ni uno una orilla, ni una una ola, pero se alejan y se acercan.

    ResponderEliminar
  9. Yo siempre quise ser una ola y morir en una orilla, qué distinta vemos la vida las personas! Precioso Pilar, las letras y la melodía.

    ResponderEliminar
  10. Hola pilar buenos dias
    he llegado a tu blog a traves de otro
    espero q no te moleste q venga a leer lo q escribes.
    La entrada q has puesto hoy es preciosa.
    Como alguien me dijo una vez hace mucho tiempo
    "contigo porque me matas
    sin ti porque me muero"

    Un Beso pilar

    ResponderEliminar
  11. Aleja tu mente de lo que te hace daño, se por experiencia que es muy difícil, pero no imposible cariño ;)
    Besos enooooooooooormes

    ResponderEliminar
  12. Pues yo no sé lo que quiero... si irme o quedarme.

    ResponderEliminar
  13. El acercarse y alejarse y, con todo, quedarse, es sentir en la piel la fuerza del misterio de las mareas. Contra la Luna y la gravedad es vano luchar.

    Palabras y notas hechas caricias en esta entrada, Pilar.
    Un abrazo y buen domingo.

    ResponderEliminar
  14. Preciosas palabras, preciosa melodía.
    Una abrazo fuerte querida Pilar

    ResponderEliminar
  15. Precioso y relajante como para ewmpezar el domingo. Un fuerte abrazo

    ResponderEliminar
  16. Realmente relajante la música, y la letra que has puesto es bellísima.Un vaivén no está, pero existe. Es una preciosidad.

    Un fuerte abrazo y buen domingo, gracias por compartir.

    Andri

    ResponderEliminar
  17. ¡¡Hostia!! (con perdón) :
    QUE "GUAPO". Pero que post tan lindo, ¡joer!.

    Uffff... Sin palabras m'as dejao.

    Enhorabuena. No se puede decir tanto con tan pocas palabras.

    Ojala fuera yo el destinatario de las mismas.




    Te beso, toda, conSentido o sin el,

    H.

    ResponderEliminar
  18. Y es que muchas veces ni contigo ni sintí. Quizás sea porque somos animales de costumbres, y nos cuesta tomar medidas contundentes.
    Pero creo que es necesario muchas veces como en la oca, cuando estamos muy enredados, volver a la linea de salida.
    Bsos almendrona.

    ResponderEliminar
  19. Gracias a tí por descubrirme a Ludovico Einaudi, al que no conocía.
    Un besino.

    ResponderEliminar
  20. Hermosas palabras, hermosa música.
    Hermoso diálogo, un poco más arriba.
    Felicidades y un abrazo.

    ResponderEliminar
  21. Me siento por aquí, en silencio, a oir tu música, a leer tus confidencias...


    Gracias por estos minutos. Un beso fuerte y un suspiro de tranquilidad.

    ResponderEliminar
  22. Mª Carmen; gracias, cuando quieras.
    Alondra ; queda hecho el trato ;). Te guardo el secreto y gracias por tus palabras.
    Z ; tienes razón pelín melodramático.Te mando sonrisas.
    Annick ; gracias
    Fernando ; no sé si sabré ser puerto, pero sujeto este lado del puente.
    FEDORA ; gracias guapa.
    Ojosnegros ; pues sí, pero es la vida.
    DDmx , mientras se encuentren ;)
    marikosan; al autor me lo enseñó Mariette, un placer ¿verdad?
    viridiana ; bienvenida, pasa y ponte cómoda. Creemos inventar lo que siempre ha sido ¿verdad?
    laMar ; gracias por el cariño.
    DANYGIRL ; pues ya somos más. Besos.
    Marisa ; contra la luna, nunca. Un beso
    ana.; gracias guapa.
    El Drac; gracias, feliz domingo
    Andri Alba ; me gustó eso del vaivén, gracias.
    hEto ; perdonado. Gracias por el piropo.
    Dr.Mikel ; gracias por el cariño. Un beso
    Valdomicer; el mérito de Mariette, sin duda una joya.
    La de la tiza; gracias. Por todo.
    Canoso; espero que sirvan como a mí tus lunes.

    ResponderEliminar
  23. Pilar! llego tarde a esta entrada tanllena de rebeldía...
    Claro que podemos irnos en cuanto queramos. Por supuesto que no somos como una hola que va y viene besando siempre la misma orilla. Lo que sucede es que el corazón no desea lo que la mente quiere, y viceversa...

    Besos y gracias por regalarnos esta belleza.

    ResponderEliminar
  24. Mascaba, nunca se llega tarde a una casa que está abierta. Gracias a tí.

    ResponderEliminar
  25. Muchas veces... tanto movimiento no es bueno; es mejor buscar tu sitio y quedarte allí!!!

    un besito

    ResponderEliminar
  26. Aquí otra, que no sabe si irse o quedarse. Aunque ahora, la verdad, prefiero dejarme arrastrar por la marea que me lleva al fondo...

    Discrepo de Mae, pero sólo por el hecho de que para encontrar el sitio propio hay que estar en continuo movimiento.

    Baci e abraci.

    ResponderEliminar
  27. Qué hermosa música Pilar.

    ir y venir, volver y marcharse, probar de nuevo y probar a dejarlo, así vamos respirando... hasta que las cuerdas, si están muy tensas, se rompen.

    Besos.

    ResponderEliminar
  28. Mae; encontrar el sitio, buena propuesta.
    Ebony; gracias guapa.
    Acapu; me alegro que te gustase la música, la cuerda duele. Un beso

    ResponderEliminar
  29. Gracias Pilar por estar siempre ahí, por tus acertadas palabras y por aquel premio que me diste y que aún guardo en mi corazón.
    En mi caso, el punto es un punto y final para Anne.
    Pero seguiré por esta tu casita aunque ya no firme como ella.

    Un beso

    ResponderEliminar
  30. @Anne Me gusta pensar que sigues tu caminoo con una sonrisa en el rostro, aquí tienes tu casa, uses la contraseña que uses.

    ResponderEliminar