,

A TODO GAS


Bajo el ensordecedor rugido de los motores, 
el dolor ya no precisa ser mudo.

Tras la estela humeante, recortando la próxima curva 
se pierden las lágrimas.

Adrenalina de alta velocidad, 
el pulso se calma.

Carlos Sainz jr.
pasamos el sábado entre máquinas infernales 
a un paso del futuro campeón, 
 aperitivo de la carrera que viene de China

10 comentarios :

  1. Bonjour ma belle! Merci pour être venue chez moi aujourd'hui pour afin de rêver de la plage Grèce! Bien sûr, viens avec nous, pieds-nus!!!!! BON DIMANCHE, Anita

    ResponderEliminar
  2. Pilar, pues si mitad a cada una, y todos contentos, ya estoy agobiada de solo pensar en tantos clásicos, un abrazo y gracias por estar siempre

    ResponderEliminar
  3. Hola y buenas noches...

    Solo pasaba para desearte un buen fin de semana y bella semana santa.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  4. pilar hola!
    bonita foto y bellas palabras buen finde
    beso

    ResponderEliminar
  5. Buena foto. Y espero con vos que sea un futuro campeón.
    Es un placer y honor visitar tu blog y que vos visites el mío.
    Te mando un beso y buen fin de semana Pilar.
    Besos.

    ResponderEliminar
  6. Vaya, nubca había pensado que la F1 pudiera ser poetica, no dejas de sorprenderme.
    Feliz domingo
    Besos
    Nela

    ResponderEliminar
  7. ¡Ay esa adrenalina!, qué bien nos viene aunque sea a través de una pantalla sin vida.
    Muchos besos y feliz domingo Pilar.

    ResponderEliminar
  8. y sin condensador de fluzo, sobrepaso a algún merluzo.

    ResponderEliminar
  9. Castles Crowns and Cottages ; Je crois que je viens de dîner, attendez, s'il vous plaît.
    maría ; el miércoles más, ¿apuestas?
    Balovega ; gracias, lo mismo te deseo
    viridiana ; gracias por la visita
    Pablo ; honor ninguno, un placer
    Nela ; todo es poesía o no es ;)
    Ojosnegros ; pues en directo, ni te cuento
    DDmx ; me rindo, un beso

    ResponderEliminar
  10. Y yo que no le pillo el punto a la F1. Eso sí, tus palabras, como siempre, bellísimas.

    Besos, Pilar!

    ResponderEliminar