, ,

NO QUIERO SER VALKIRIA






Hermosa, altiva, cubierta de coraza, provista de casco y lanza, la que elige héroes sobre el campo de batalla, amazona de corcel alado, dueña del relámpago y la muerte.

Lejana, distante, sirviendo hidromiel en el Valhalla, ofreciendo lo que nunca entregará, en una eternidad de lucha absurda, de conquista inútil.

No quiero ser doncella guerrera y que ganes mis besos blandiendo la espada, quiero contarme el pelo, dejar la armadura un lado y ser simplemente mujer, quiero ser una elección serena, no el destino irremediable del héroe muerto.

Porque puedo con todo, pero me encanta saber que puedo contar contigo, porque nada necesito pero me sonríen los ojos cuando me miras, porque salto más alto, vuelo más rápido y lucho mejor si puedo apoyarme en tu pecho para disfrutar el horizonte.

Aunque fuese rubia

16 comentarios :

  1. Sin palabras.

    Tu sexto sentido me abruma (ya te lo he dicho más de una vez).

    ResponderEliminar
  2. En algunas ocasiones no está de más ser una Valkiria para que algunos hombres bobos sepan lo que hay.
    Hay días que los odio y otros que me gustaría tener uno a mi lado, pero hoy es de los primeros.
    Besos y sigue disfrutando de las vacaciones; y si donde andas ves las estrellas, mira al cielo y cuando veas una estrella fugaz, pide un deseo por mi, aqui no se ve ninguna.

    ResponderEliminar
  3. A mi me gusta ser una mezcla perfecta de ambas personalidades, guerrera y dulce damisela...Que me busquen y buscar, eso lo encuentro atractivo.
    Un beso Pilar.

    ResponderEliminar
  4. No, no, no, yo tampoco quiero ser Valquiria. Y mucho menos curar sus heridas en batallas ajenas. 540 puertas son demasiadas...

    ResponderEliminar
  5. Entre lo que escribes y luego leo de tus seguidoras, ninguna queréis ser Valquiria, pero todas lo lleváis tatuado a sangre y fuego.

    ¿No?, ya me habéis vuelto loco, no estoy seguro ni de lo que digo.

    Besos

    ResponderEliminar
  6. La mujer sabe luchar hasta la extenuación...pero también necesita unos brazos cariñosos que la acojan después de ganar las mil batallas a las que se enfrenta día a día...y eso no es signo de debilidad...porque cualquier héroe o heroína necesita descansar....me ha encantado el texto...besoooss

    ResponderEliminar
  7. Pues yo sí, sí quiero ser walkiria por un día. ¡Qué demonios!


    Ranita

    ResponderEliminar
  8. Esas guerreras siniestras salieron de la mente de un hombre casi seguro. Afortunadamente hoy puedes hacer lo que quieras siendo mujer y no ser lo que no te apetezca del mismo modo. Con obstáculos, claro.
    Besos.

    ResponderEliminar
  9. A veces nos obligan a ser Valkirias por momentos, la protección es necesaria, e incluso nos salva en mas de una ocasión de una muerte en vida...
    sin embargo, donde esté la esencia de la mujer, el sentirse libre y cogida de la mano del ser que sabes que te escucha y te hace vivir por tí misma... que se quiten todas las corazas y que se disfrute sin peligro alguno.

    Besos.

    ResponderEliminar
  10. pues a mi me gustaria ser valkiria a veces...

    ResponderEliminar
  11. En eso consiste el amor, no?

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  12. El párrafo final me ha encantado!!!!

    Muchas gracias pro compartirlo :-)

    Un abrazo enooooooooooorme!!!! :-)

    ResponderEliminar
  13. Fiebre; en ocasiones...veo mujeres poderosas hartas de serlo a todas horas.

    fairytales; deseo pedido, espero que se cumpla.Un beso

    Taty Cascada, poder cambiar de escenario.

    Nueva Luna, demasiadas.

    Emilio Manuel, si fuese fácil no sería tan divertido.

    Marita; gracias guapa.


    EL BLOG DE MARPIN Y LA RANA; tú lo has dicho, por un día o incluso dos.

    Houellebecq; siempre con obstáculos, claro, Un beso

    Gala(tea), exactamente.

    Spaski, la clave está en el a veces, que no es sinónimo de siempre.

    marikosan , eso creo.

    Yomisma77; gracias a tí.

    ResponderEliminar
  14. A veces me ha tocado ser walquiria en el mundo de ahí fuera y, si te digo la verdad, me gustaría habérmelo ahorrado. Ir en son de guerra es siempre el último cartucho y deja cicatrices donde no se ven, que son las peores. Mejor no llegar a según qué extremos.

    Besos.

    ResponderEliminar
  15. Olvido; a veces nos pedidos demasiado, una cosa es un juego, una pose, o un modo de afrontar determinados problemas y otra muy diferente ir de guerrera en zapatillas, cada día. Un saludo

    ResponderEliminar
  16. así te veo... guerrera y hermosa doncella. si para recibir un beso tuyo luego debo morir q así sea.



    psdt: para mi valkiriA.

    ResponderEliminar