,

EL MERCADO QUE SOY

Por mucho que me duela, soy mercado, con todo lo negativo que esta palabra lleva consigo. 


Soy mercado, cuando invierto mis ahorros y quiero obtener algo por ellos. Soy mercado, cuando abro una cuenta en un banco o caja y permito que usen mi dinero. Soy mercado y busco mi beneficio, obviando que mi ganancia particular se nutre de la pérdida de riqueza global. 

Soy mercado, un mercado incontrolado, con un único objetivo, ganar más.

Solo una gota, pero no dejo de ser mar ¿puede una gota evitar el maremoto? ¿puede una gota sobrevivir a solas, expuesta al sol? 

Deberíamos inventar un modo nuevo de intercambiar bienes y servicios, un modo más justo, menos salvaje, pero mientras lo conseguimos quizás iniciativas como la Banca Civica, con modelos como Triodos Banck sirvan de parche, al menos para nuestra conciencia.

Otro mundo es posible, pero no va a llegar solo, debemos empezar a construirlo, junt@s.

17 comentarios :

  1. El fin de una sociedad como la que nos hemos montado PILAR, será precisamente motivado por el consumo desaforado, que terminará fagocitándonos a todos...

    Somos tan tontos que nos hemos generado necesidades innecesarias, nos hemos hecho esclavos de unos bienes de consumo que la final no nos proporcionan nada más que la satisfacción de tener por tener y sí... mientras medio mundo en la miseria.

    Conozco el banco que mencionas y te puedo asegurar que funciona hasta donde yo sé de maravilla... quizá sus productos y servicios no sean tan rentables financieramente hablando como otros, humanamente sin lugar a dudas y eso, a mi me vale.



    Un beso PILAR.

    ResponderEliminar
  2. ¿Uno de esos que la sucursal la llevamos dentro?
    Un besino.

    ResponderEliminar
  3. A MI ME LIMPIARON LOS AHORROS DE 10 AÑOS EL FORUM FILATELICO, NO SE QUIEN FUE, SI ELLOS O EL SISTEMA...
    Ahora vivo peligrosamente al dia.
    Besos

    ResponderEliminar
  4. Pues está muy bien esto de la autocrítica. Y es cierto todo lo que dices. Pero desde luego no voy a ser yo la gotita que se seque sola al sol. Y tengo mis cuatro euros en Banca Cívica, pero no nos engañemos; igual da que da lo mismo. Que no tengo vocación de Nobel de ciudadana ejemplar y estoy hasta la peluca de que me hagan sentir culpable de toda la crisis y de que además me lo hagan pagar como si lo fuera realmente.
    Harta y desengañada estoy.

    ResponderEliminar
  5. Pues desgraciadamente esas iniciativas que mencionas solo tranquilizan nuestra conciencia(como también indicas). Son precarias, leves y no cambian realmente nada. Lo que sí alienta al optimismo es el deseo que tiene todo el mundo de que efectivamente haya un cambio. Porque ya es insostenible el sistema que llevamos.

    ResponderEliminar
  6. Yo también soy mercado, gota y mar...pero al sol me secaría. Hagamos algo, pero el que?

    ResponderEliminar
  7. Un solo grano no hace montaña, se necesitan muuuuchos granos, pero quien pone el suyo?. Nadie.

    ResponderEliminar
  8. Tesoro yo llevo trabajando gratis tanto tiempo, que el día que tenga un sueldo no me lo voy a creer.

    Un besote.

    ResponderEliminar
  9. No se puede vivir apartado de la sociedad, no es bueno ser malo pero digo yo que un poquito travieso sí, ¿no?

    Cada vez estoy más convencida de que no es que nos tengamos que poner todos de acuerdo para hacer algo, es que cada uno, según pueda o quiera, tiene que andar sus propio pasos y ya nos iremos encontrando en el camino. Bueno, ya sabes que siempre me sale la vena de llanera solitaria. Qué le voy a hacer. Nadie es perfecto.

    Besos.

    ResponderEliminar
  10. La verdad es que somos mercado y lo somos porque nos dejamos arrastrar como borregos, probablemente por pereza. Y nos quejamos cuando todo está perdido. En fin, que somos un caso, pero confío que no perdido.
    Besos

    ResponderEliminar
  11. A mí lo que más me duele es que somos borregos, nos dicen algo y nos lo creemos porque no tenemos más información que la que nos venden. Y al final todos somos robots que pensamos lo mismo, o casi todos...

    Besos

    ResponderEliminar
  12. Una utopia hermosa, querida Pilar... los mercados mueven el mundo, y los paises se encargan de meternos dentro, como partes indisolubles de él...
    Somos puro mercado porque la sociedad no nos deja mas opciones...
    Una gota, como bien dices no puede evitar un maremoto, pero si se junta con otras gotas, hacen una ola gigantesca que le hace frente...
    Tal vez podemos empezar a juntar gotitas de agua...

    Besitos mediterráneos.

    ResponderEliminar
  13. Ése es el problema: hacer algo juntos en una sociedad en la que los valores de la independencia y la competitividad van tan al alza.

    Besos.

    ResponderEliminar
  14. Estoy contigo Pilar. Me gusta esa frase, la tengo pegada en mi nevera, en mi pc del trabajo, la miro cada vez que algo me contraría. ella me hace ser mejor persona, atender a todos con mas calma, empatizando con ellos, doliéndome o riéndome con todos y sobre todo, solidarizándome con la frase completa "otro mundo es posible". vamos arrimando el hombro!!

    besos, guapa!

    ResponderEliminar
  15. Ya veo que coincidimos en el problema y en la ausencia de solución, será cuestión de tiempo y la encontraremos, mientras, mantengámonos conscientes y despiertos.

    ResponderEliminar
  16. pero lo que podemos hacer nosotros es poco comparado con los grandes que siguen mirando a otro lado...

    ResponderEliminar
  17. Canoso; ¿pcco es algo? Espero que sí.

    ResponderEliminar