DEL REVÉS

Mi abuela, pozo de sabiduría de la de verdad, contaba que cuando te ponías, sin darte cuenta una prenda del revés, te esperaba una agradable sorpresa, así que no me ha costado nada sentirme cerca de esta iniciativa.




“Los humanos ayudamos porque somos capaces de sentir y 
de ponernos en la piel de los demás.
Ayudar genera una gran felicidad, personal y colectiva.”
Elsa Punset



La sonrisa será ir contando cuánt@s vamos a cruzarnos de esta guisa.  

(No lo olvides, el día 8 es mañana)

14 comentarios :

  1. Pilar:
    El juego de las adivinanzas sobre lo que podría deparar el destino de la humanidad, es algo que me apasiona desde niño. A lo largo de mi vida, me ha permitido comprender mejor la manera de sucederse de las tendencias que marcan la agenda: desarrollo tecnológico, mejora de la calidad de vida, así como las debacles de la superpoblación y la automatización con su saga de despidos, entre otras.
    Mi última visión indica un caos para el modelo actual. La iniciativa que me has hecho conocer, es parte de la reacción típica a la debacle que se avecina. Creo que estos movimientos de protesta tendrán mucho que ver en la nueva manera de organizar las sociedades del futuro. Por eso, aunque no pueda movilizarme fuera de mi casa, ni nadie me vea, me pondré el pulóver al revés.
    Un abrazo desde el corazón.

    ResponderEliminar
  2. Una buena iniciativa, un guiño a la complicidad y la esperanza.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  3. ya contarás que tal!!! besazos!!

    ResponderEliminar
  4. Somos socios de Cruz Roja y de Greenpeace, y en su momento lo fuimos también de Fundación Intervida hasta que según parece se metió en ciertos asuntos "turbios". Mi mujer participa en jornadas gratuitas orientadas a adolescentes y nuestra actitud vital es solidaria por compromiso de convicción, no por cuestiones de conciencia u otros intereses. Fomentando sonrisas ya se consigue mucho, ser solidario no cuesta tanto pero parece que es más fácil el apaleamiento general.

    ResponderEliminar
  5. También lo decía mi madre que trae suerte.
    Llevaré una prenda del revés y te prometo que no será un calcetín.
    Besos.

    ResponderEliminar
  6. Hay que tener cierto estado de ánimo para que funcione pero es cierto que ayudar te puede dar un buen subidón. De todos modos va a ser difícil que tu y yo nos crucemos mañana pero vamos a ver qué tal va esto. Besos

    ResponderEliminar
  7. Al que vea mañana con una prenda al revés, le calzo una hostia.

    Avisados estáis. No paséis de La Latina.

    ResponderEliminar
  8. Vale ponerse las bragas del revés?¿
    es que sino lo veo complicado pero oye que si hay que hacerlo lo hago;)
    Besos

    ResponderEliminar
  9. Es una buena idea más... creo que me atreveré a ponerla en práctica mañana :)

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  10. También me inculcaron esa creencia.

    Un bonito gesto; la lástima es que para la gran mayoria se queda solo en eso y no van más allá, al compromiso.
    Somos solidarios "de boquilla"

    Si veo a alguien de esa guisa, al menos me hará sonreir (cosa difícil ultimamente)

    Un beso

    ResponderEliminar
  11. Me encanta la iniciativa, y por algo se empieza aunque sea simbólico. Lo quería poner también en mi blog ¡besos!

    ResponderEliminar
  12. De momento, voy a empezar con la propuesta de Cruela y, si me levanto osada, lo mismo me pongo un niki del revés. Más que nada, por si me encuentro con Larisa, abrocharme la chaqueta rápidamente.
    En esta ocasión has logrado los dos propósitos: una propuesta solidaria y una sonrisa a la vez.
    Besos.

    ResponderEliminar
  13. Toda concienciación es poca.

    buen día.

    ResponderEliminar