, , , ,

NO SON NÚMEROS

Son dos millones doscientas dos mil setecientas personas; madres, hijos, tías, abuelos, amigas, vecinos, padres...Cada mañana, much@s salen a la calle armados con una endeble carpeta de cartulina en la que guardan eso que se llama tan elegantemente Curriculum vitae, esa tarjeta de presentación que depositarán junto a tantas otras no solicitadas, sabiendo que seguramente no servirán de nada.


Personas que no hace tanto, se quejaban del madrugón de lunes y celebraban con una sonrisa el fin de semana, personas con sus problemas normales, sus vidas normales, sus tristezas normales, personas.

Y no piden nada, ofrecen su fuerza de trabajo, su capacidad, sus habilidades, su compromiso, su dedicación y aguantan cada día un NO que les aleja de la normalidad y les empuja a la dependencia de otros, del Estado, de sus familiares, de sus amigos, de la solidaridad de muchos. Hoy es viernes, un viernes negro que se viene anunciando con trompetas, tod@s estamos preocupados, ell@s mucho más. 

Cuesta encontrar una sonrisa, sin que parezca un desprecio, cuesta pararse en minucias cuando la miseria se enseñorea de todo, pero para seguir adelante es preciso encontrar la fuerza, la esperanza, menos mal que ya has vuelto.

18 comentarios :

  1. Nos tienen ciegos con la deuda, ni estos políticos ni sus políticas van a solucionarnos nada, son parte del sistema. Echemos un pulso, somos más.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pero no conseguimos ponernos de acuerdo y el miedo no atenaza, me temo.

      Eliminar
  2. Doy gracias cada día por conservar mi empleo y además cobrar, lamentablemente todo apunta a que no nos quede mucho pero hay lo que hay.

    De momento viernes y como no, un alivio.

    ResponderEliminar
  3. tienes razón... hoy es difícil encontrar la sonrisa...
    a ver qué nos trae este viernes... que no veas que miedito me da...
    besos!!

    ResponderEliminar
  4. Parece que quieren poner todos los elementos en nuestra contra para minar nuestros corazones y salirse con la suya, pero he decidido que, a pesar de las circunstancias, no voy a perder el ánimo, por muy difícil que me lo pongan. No les daré la satisfacción de que se salgan con la suya. Hay un libro que me gusta siempre recomendar que se llama EL hombre en busca del sentido, escrito por Viktor Frankl. En él cuenta su historia de cómo estuvo en un campo de concentración nazi y de cómo ahí desarrolló lo que él llamó "la última voluntad". En resumen, lo que él quería decir es que " a pesar de qué situación te encuentres (triste, alegre, contento, apesadumbrado, etc) tú tienes la última voluntad de cómo quieres estar y eso no te lo puede quitar nadie. Cuando me encuentro en una situación de "BAJÓN", intento recordar esas sabias palabras para darme moral y salir hacia delante. Y es que lo que no nos mata, nos hace más fuertes. Un beso enorme y feliz día, y también feliz fin de semana.
    Rampy.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me quedo con la referencia, que toda ayuda es poca.
      Me ha encantado tu visita, un beso

      Eliminar
  5. Así es, mucha gente se quejaba antes de los madrugones sobre todo de los lunes, pero al menos se disfrutaba del fin de semana. Ahora con tanto paro la gente no es feliz, ni los domingos ni los lunes.

    Un abrazo Pilar.

    ResponderEliminar
  6. Lo peor de buscar trabajo es... buscar trabajo. Se trata de que son personas buscando algo tan vital como lo que les va a permitir subsistir entre otros millones con el mismo deseo y sin nada asegurado. Una auténtica pesadilla. Hoy no he querido escuchar las explicaciones de Rajoy si las ha dado. Podría pasar de la tristeza a la rabia asesina y no me compensa. Pero como tú no tienes la culpa de esto ni de aquello procura disfrutar tu fin de semana como te mereces. Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues yo no he sido capaz de resistirme, aunque por su puesto no ha sido Mariano...te lo cuento.

      Eliminar
  7. Y mientras tanto, nos quieren "vender la burra" de que vamos mejorando, que ya no se destruye empleo al mismo ritmo del año pasado. No me sorprende, porque ya queda poco empleo por destruir.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  8. Sacar fuerza de flaqueza y un atisbo de esperanza a la desesperanza, hay que creer en el ser humano que sabrá dar la vuelta a todo esto, pero no será gracias a los políticos ni banqueros con sus pingües beneficios. Estos ¿para qué van a cambiar?
    Besos y feliz fin de semana Pilar.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues si lo miras así, no será por su acción.

      Un beso

      Eliminar
  9. No somos felices, y estamos a años de volver a serlo.
    peor ha sido el dato de que hasta el 2016 no bajara la cifra del paro

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Algo tendremos que hacer, ¿no?

      Un abrazo

      Eliminar