, , , , ,

La vida como limosna electoral

Sanidad Pública
No necesitaron razones, ni prestaron oídos, ignoraron el dolor causado y se ofendieron con rumor sordo de la injusticia.

Con el tiempo transcurrido no es la sangre derramada, las toneladas de angustia, la rebeldía silenciosa, o la visión a las puertas de Damasco quien les lleva a prestar una tirita para cerrar la herida, sino el cálculo avaro del voto en las urnas.

Quien arrebata la vida sin razón ni sentimiento y la devuelve menguada, convertido el derecho en bastarda dádiva, es el más peligroso de los reptiles. 

9 comentarios :

  1. Lo que más me escandaliza es que se utilicen los mismos argumentos para quitarlos que para ponerlos.

    ResponderEliminar
  2. Donde dije digo digo diego... y siguen cosechando votos. ¡Qué vergüenza que lleguen a este intercambio de papeletas con la salud!
    Besos Pilar y felices días :)

    ResponderEliminar
  3. Digo como Valdomicer, porque estoy escandalizada por lo mismo. Hablan como si no fueran ellos los que lo quitaron.

    ResponderEliminar
  4. Como humanos son repugnantes, ¡dan asco!

    Un beso, Pilar.

    ResponderEliminar
  5. Han conseguido desorientar hasta a sus votantes mas recalcitrantes.


    Un beso.

    ResponderEliminar
  6. Este año debemos tener cuidado con los cantos de sirena de los que buscan votos. Nos suenan repulsivos porque los desengaños nos han pussto filtros en los oídos pero a lo mejor hay quien se vuelve a dejar llevar por el engaño. El PP solo necesita un buen resultado en las urnas para quitarte al día siguiente lo que a medias te ha dado. Lo han hecho muchas veces. Un beso.

    ResponderEliminar
  7. Pasado el fragor de la propaganda politica, las cosas siguen igual y asi seguiran hasta el fin de los dias.

    Besos

    ResponderEliminar
  8. No tienen vergüenza, ni dignidad, ni el más mínimo indicio de humanidad.
    Cuando ven que pueden perder el poder, ojo, y no sólo por el dinero, sino también por acabar en la cárcel de aquí unos años, hacen lo que sea.

    ResponderEliminar
  9. Si crees que las cosas pueden darse o quitarse, no entiendes que son derechos y por tanto lo primero de todo, claro que la modificación del 135 abrió la puerta a todo esto...

    ResponderEliminar