,

Un rato de evasión

Olmos y Robles RTVE

Hay días que necesitan su horita frente a la TV sin más esfuerzo que esbozar una sonrisa, un plan como el que propone la serie Olmos y Robles que os recomiendo hoy en No todo es cine.

9 comentarios :

  1. El colega y yo nos hemos enganchado desde el primer capítulo cuando él descubrió que el refugio era de Neila y no de Ezcaray. Nos propusimos hacer la ruta por esos lugares, ya he visto que otros nos han tomado la delantera.
    Besos.

    ResponderEliminar
  2. Yo estoy por engancharme pero el problema es que tengo tantos enganches que necesito largas jornadas para sacar adelante todas las series que llevo. Aunque solo porque sale aquel que hizo tan bien de Chema en cierta serie...

    ResponderEliminar
  3. Yo me engancharía de buena gana; pero he perdidolas instrucciones de encender el maléfico aparato.
    Ya ves.....

    ResponderEliminar
  4. Vemos esa y luego vemos mar de plastico que hemos grabado, esta es mejor serie, con la otra casi te ries.

    ResponderEliminar
  5. Yo también soy de Mar de Plástico, aunque he de reconocer que el despertador no me deja quedarme hasta muy tarde, así que las grabo y el fin de semana las vemos.

    Besos

    ResponderEliminar
  6. Pues yo no he visto, ni unas ni otras, será que me estoy quedando muy desfasado.

    Besos.

    ResponderEliminar
  7. Yo me quedo con los Western serie B de Tele Madrid, son ideales para echar una siestecita después de la comida.

    Un cariño, Pilar.

    ResponderEliminar
  8. A veces oigo, como lo que propones hoy tú, que hay cosas interesantes en la TV. Cuando yo la enciendo paso de una cadena a otra, pierdo el tiempo y nunca encuentro algo que merezca la pena, me aburro y la apago.

    ResponderEliminar
  9. No será nunca una serie de culto, pero entretiene y eso tiene su mérito, más aún viviendo de la TVE

    Besos

    ResponderEliminar