, ,

Sin pararnos a contemplar las hojas

hojas de otoño
En mi cabeza equiparo el otoño a un periodo de recogimiento, casi olvidado ya el verano y superado con razonable éxito el proceso de vuelta al cole, el año entra en un tiempo más lento, más íntimo, de la mano de las sombras que devoran las tardes mi vida se acomoda tras el cristal y me acurruco a la espera de la Navidad, sin más objetivo que alguna escapada con chimenea.

Pero este año no parece que sea sencillo moverse al ritmo lento de las hojas que caen, pasear disfrutando del evocador aroma de las castañas asadas (un bravo a quien decidió traerlas de vuelta) y tejer las tardes a ritmo de conversaciones tranquilas, de libros guardados para disfrutarlos al amor de la manta, de planes para un año que se asoma pero aún queda lejano, esta vez el ruido público, el sempiterno escándalo de la corrupción (no sé porqué no lo llamamos robo, asalto, fraude), la cuestión catalana y sobre todo las próximas elecciones (al fin las generales) encajadas como un puñal en plenas fechas navideñas lo van a poner complicado.

A golpe o susto de encuesta, de entrevista o participación televisiva las cabezas de cartel de cada grupo llenan y seguirán llenando las jornadas tratando de llegar a cualquier rincón, exagerando las diferencias, analizando realidades que bien parecen espejos y proponiendo soluciones que para otros serán meras quimeras, día a día, hasta el 20D.

Si no fuese porque creo que nos jugamos tanto, cielos ¡qué pereza!

 

10 comentarios :

  1. A mí lo que me cuesta es conseguir sentir un Otoño como los que vivía antes. Están estos Otoños como difuminados, se mezclan con la primavera, el verano o el invierno. Las hojas no acaban de caer a su hora ni el fresco se presenta puntual. Sólo me entero de las estaciones porque en Otoño hay más coleccionables anunciándose por televisión. Y espera que Diciembre se presenta caliente. Al menos en política.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues este año, al menos en Zaragoza el otoño está haciendo de otoño

      Eliminar
  2. Ha dejado de preocuparme, los resultados del 20D ya están cantados, solo se hará el paripé para engañar al pueblo, solo basta ver la prensa, la radio y la televisión por lo que apuestan, hablar de ellos es hacerlo por las grandes corporaciones industriales, banqueros, instituciones internacionales, etc... que no quieren sustos de ningún tipo, mas de lo mismo. Me avergüenzo.

    Este fin de semana de otoño, lo hemos pasado recogiendo castañas, membrillos para hacer "carne de membrillo" y aceitunas para adobarlas en casa a nuestro gusto, un fin de semana apartado del mundanal ruido de la televisión, ¡¡que agusto!!.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Vamos Emilio, no te dejes, hasta el rabo todo es todo.

      Eliminar
  3. Hasta el moño... y no por el otoño.
    Bss.

    ResponderEliminar
  4. Yo me he perdido en la montaña para poder disfrutarlo allí sin cobertura y sin conexión así pude disfrutar mucho y olvidar un poco

    Un besote

    ResponderEliminar
  5. Si te apetece chimenea... El salón de esta, tu casa, huele ya a leña.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias de corazón, ¿quién se teletransportase?
      Besos

      Eliminar