, ,

Gallinero

¿Importa acaso dónde se sienta tu representante? ¿Valen más los votos de quien está más cerca?  ¿Estamos acaso viviendo en plena Edad Media donde los enfermos se ponían más cerca el altar teórica fuente de la sanación no por la gravedad de su situación sino del dinero que tenían?  ¿Puede ofenderte una señora que deja caer que no solo no te lavas sino que puedes tener piojos? 

Cabe a esta catarata de preguntas una respuesta, la razonable, la que defendería alguien acostumbrado a reposar lo que dice, a escuchar a todas las partes y que intenta no sentenciar sino dejar si no una puerta, al menos una ventana abierta para otra interpretación. 

Y es que no importa dónde te sienten, como no importa lo que diga alguien que hace mucho, demasiado tiempo ha perdido la dignidad o la vergüenza, pero que retiene el poder con la mano con la que no juega al Frozen. Lo importante son los votos que te han llevado hasta el escaño y no hay mejor desprecio que no hacer aprecio. Lo que importa es lo que esos votos te permitan hacer por la gente que te ha llevado hasta allí. Y el gallinero es el sitio de los que amando la ópera o el teatro no tienen dinero para una butaca de patio y mucho menos para un palco, así que a okuparlo con orgullo.

Y también cabe otra respuesta, la de que quienes vienen siendo insultados desde el 15M, desde que se atrevieron a gritar que ¡BASTA YA!, a los que se ha llamado de todo, desde perroflauta a friki, la de quienes soportan en un despliegue de calma que a veces sorprende cómo cada día nos cuentan como nos roban, como desvían nuestro dinero a sus bolsillo; la de que quienes ante el "si queréis cambiar las cosas dejad las plazas y formad un partido" en vez de venirse abajo ante la titánica tarea se apretaron los machos y se pusieron manos a la obra, sin preguntar al de al lado de dónde venía y apostando por lo que une: la indignación, la rabia, la impotencia, la precariedad y sobre todo la ilusión porque lo público fuese realmente lo de todos. La de quienes a pesar de una campaña mediática sin precedentes, fueron convenciendo persona a persona, voto a voto y subiendo sus apoyos, primero las europeas, después las locales y autonómicas y finalmente las nacionales. Ahora más de cinco millones de personas están detrás de PODEMOS y de sus diputados y diputadas. 

Y parece que toca asumir como normal el sistemático desprecio de los medios poderosos, de los presidentes de bancos, de los otros partidos, de casi cualquier hijo de vecino de familia como Dios manda, que por cualquier medio no se corta lo más mínimo en insultar sin medida, mentir sin reparo alguno o amenazar de muerte (el inefable Federico Jiménez Losantos, de forma pública y notoria) pero usar el poder institucional para despreciar a un partido, eso es trasladar un mensaje de desprecio no a los diputados y diputadas sino a lo que representan, eso es decir da igual que cumplas las reglas, si no eres como yo, si no vistes como yo, si no hablas como yo, si no rezas a mis dioses  o aplaudes a mis toreros eres un antisistema  y tenemos el divino deber de arrinconarte lejos, arriba, dónde nadie te vea, como al hijo gay, a la sobrina preñada, al hermano tontico... a esos que no puedo eliminar, pero como decían aquellos padres "apártate de mi vista"

Me voy a quedar con la primera, no ofende quien puede, pero sinceramente ¿a dónde nos lleva esto? Y no estoy hablando de pactos, ni de gobiernos, sino de una corriente de odio sucio y pegajoso que va creciendo.

14 comentarios :

  1. Eso ha dicho Iñigo Errejón también conocido como Billy el Niño, bautizado así por el propio Pablo Iglesias. Que los han subido al gallinero y ha pillado un rebote y una mala hostia, que para que te cuento. Entre otras cosas se pueden considerar hasta normal, porque la derecha rancia del PP, a estos les tienes mucho miedo, porque saben que son personas muy inteligentes, y a parte tienen lo principal:juventud.

    Besos Pilar.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ha sido feo, muy feo, pero sinceramente, me empieza a cansar que se sorprendan de lo que tienen enfrente.
      Besos

      Eliminar
  2. Siendo cierto todo lo que dices, siendo verdad que la "gente de bien" está cada vez más atrincherado en sus torres, no lo es menos que los nuevos muestran con frecuencia una chulería y unos modos que no desdice de los de sus predecesores, sin que hasta el momento hayan demostrado que sean capaces de hacerlo mejor.
    Todo lo cual produce un cierto hastío. Aquí, ¿cuándo se trabaja?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De lo suyo, ya si eso.
      Cansada de basura y postureo.

      Eliminar
  3. Últimamente me produce mucho bochorno ver lo que veo y leer lo que leo, y la corrupción sigue y el Partido Popular con el apoyo que le ofrecen continúa haciendo de las suyas, mientras tanto algunos ciudadanos y blogueros no se enteran de que esos chicos que los han subido al gallinero, son jóvenes que han sido votados por cinco millones de personas, además no tienen que demostrar nada de momento solo tienen que hacer política y han demostrado saberla hacer desde el 15M, el modo de hacer política de otros ya la conocemos y desde luego lo que han demostrado ha sido nefasto.

    Las presiones a Sanchez le van a llevar a abstenerse en un futuro gobierno PP-Cs, lo que supondrá unas próximas elecciones en el plazo de un año o años y medio.

    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues si permite un Gobierno del PP, solo le deseo que lo cobre bien, muy bien.

      Un saludo

      Eliminar
  4. Mi abuela decía, al gallinero no , que hay bichos.
    Fíjate la que se está armando y todavía no han empezado. No van a parar, ya ves a Esperanza Aguirre que no le entra en la cabeza ser oposición. Y lo de la mesa...ver ahí a Celia Villalobos...esto no empieza nada bien. Y todo porque no quieren reconocer que el bipartidismo se va a acabar.

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Nada peor que el jabalí herido ¿no?

      Besos

      Eliminar
  5. Es de vergüenza, con lo que tiene que callar el PP y que ande haciéndole la vida imposible a PODEMOS, es que le tienen miedo,porque son los únicos que pueden acabar con ellos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y mientras este ruido tapa la basura de su corrupción.
      Un beso

      Eliminar
  6. Qué se puede esperar de semejantes mentes manipuladoras y venenosas?
    Jímenez Losantos da ganas de vomitar,pero míralo ahí está con su audiencia...lamentable.

    Besos.

    ResponderEliminar
  7. Esto es insultante más que vergonzoso y bochornoso.
    Y no se debería haber consentido en un país llamado democrático por parte del conjunto de partidos políticos. Pero cuando los asientos en la Mesa los atribuye sin informar a la parte concernida con el apoyo de sus acólitos, una casposa como Villalobos que aún este pasado lunes afirmaba "Jugaré a lo que me dé la gana", no debería ni sorprendernos. La chulería está a la orden del día desde que el PP ganase las elecciones, y se tirase el mundo por montera,recordemos aquel célebre "que se jodan", y ahora el más reciente caso Ritaleaks en el que la mayor implicada, la ex alcaldesa, gracias al apoyo de todos sus cómplices está en su casa tranquilamente y en su sillón de terciopelo como la infanta.
    El año empezó peor que mal, y después de Reyes los demonios están sueltos y habrá que parar esto, pues como dices somos 5millones los representados en esos escaños.
    Desde nuestros sillones tampoco solucionamos nada, eh?
    En fin esta movida no ha hecho más que empezar y la imagen y su repercusión es lamentable. Como bien dices qué importarán las apariencias si lo que importa es la manera en que se gobierne... pero como vivimos en un país visceralmente atrasado donde la gente prefiere que los ricos aunque les estén robando, les gobierne, pues es lo que nos toca.
    De pena.
    Así no vamos a levantar este país, somos unos esperpénticos modelos de payasos de circo que empieza a asustar mundialmente en los mercados.
    Un beso.



    ResponderEliminar