, , , , , , ,

Berta, más allá del nahual

Berta Cáceres
Berta Cáceres recibió muchos premios por su lucha, incluso el llamado Nobel verde, el Goldman, Berta era como su madre, querida y respetada por su comunidad. Berta era indígena, una Lenca, el diezmado pueblo que desde siempre han vivido en el este de Honduras, en las márgenes de los grandes ríos a los que veneran y sin quienes su supervivencia sería imposible.   


Berta era una mujer hermosa, de 44 años, madre de cuatro hijos, activista por los derechos de los pueblos indígenas,  que no dudó en lucir un precioso vestido en el acto de entrega del Premio Goldman el pasado 20 de abril de 2015 en San Francisco, como tampoco dudó en avisar que ya no queda tiempo:

En nuestras cosmovisiones somos seres surgidos de la tierra, el agua y el maíz.
De los ríos somos custodios ancestrales, el pueblo Lenca, resguardados además por los espíritus de las niñas que nos enseñan que dar la vida de múltiples formas por la defensa de los ríos es dar la vida para el bien de la humanidad y de este planeta.


El COPINH, caminando con otros pueblos por su emancipación, ratifica el compromiso de seguir defendiendo el agua, los ríos y nuestros bienes comunes y de la naturaleza, así como nuestros derechos como pueblos.
 
¡Despertemos¡ ¡Despertemos Humanidad¡ Ya no hay tiempo.
 
Nuestras conciencias serán sacudidas por el hecho de solo estar contemplando la autodestrucción basada en la depredación capitalista, racista y patriarcal.
 
El Río Gualcarque nos ha llamado, así como los demás que están seriamente amenazados. Debemos acudir. La Madre Tierra militarizada, cercada, envenenada, donde se violan sistemáticamente los derechos elementales, nos exige actuar.
Construyamos entonces sociedades capaces de coexistir de manera justa, digna y por la vida. Juntémonos y sigamos con esperanza defendiendo y cuidando la sangre de la tierra y los espíritus.
Dedico este premio a todas las rebeldías, a mi madre, al Pueblo Lenca, a Río Blanco y a las y los mártires por la defensa de los bienes naturales.

Berta había recibido en diciembre de 2013 un premio más importante, el abandono por parte de los promotores del Proyecto hidroeléctrico Agua Zarca, que tras la venta del Río Gualcarque pretendía represar las aguas para producir energía eléctrica, arrebatando al pueblo Lenca su medio de vida y supervivencia además de sus creencias.

Premio Golman
La lucha no fue sencilla, a la tramitación formal y jurídica de las reivindicaciones fue preciso incorporar medidas de presión, como la toma de las carreteras para impedir el acceso de la maquinaria, durante el proceso de casi dos años, las muestras de violencia y abuso por parte de las autoridades y las fuerzas de los promotores fueron contínuas, llegando a producirse el asesinato (sin investigación o castigo) de al menos tres líderes de la comunidad indígena, algo que por otra parte no causa sorpresa en Honduras dónde durante el mismo periodo han sido asesinados más de un centenar de líderes ambientalistas, únicos y últimos defensores de un medio natural vendido a precios de saldo a las grandes compañías globalizadas para beneficio de las minorías en el poder, y a costa de condenar a muerte a los pueblos indígenas a los que además de sus medios de vida se les arrebata su futuro. 

Rio Blanco
La victoria de Berta no podía ser consentida, así que hace apenas unos días, fue asesinada a balazos en su propia casa, lamentablemente nadie espera que se haga justicia por su vida, y menos cuando Agua Zarca vuelve a estar sobre la mesa
Quizás ya no quede nadie en pie para defender el río, el agua, la tierra, la vida, o quizás Berta, convertida en el espíritu (nahual) en el que cree su pueblo se funda de nuevo con el río e inspire a otras personas, hombres y mujeres para luchar por un futuro que va mucho más lejos de lo que abarca su mirada.

Este es el homenaje que le rinden las redes:




Y en este enlace algunas de las declaraciones de quien defiende la bondad de estos procesos.

22 comentarios :

  1. Si palabras, lamentable , triste que esta raza tan humana siga hacia la deshumaización , somos destructivos desde el principio de los tiempos

    Somos agua y su espíritu vivirá en ese Rio Blanco

    un beso y buenas noches Pilar

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Somos lo peor, y hemos bajado los brazos.
      Un abrazo

      Eliminar
  2. Ojala se le haga justicia.
    Y es que la verdad me canso ya de tanta injusticias.
    Las buenas y mejores en el cielo, y en la tierra los necios de ella está poblada.
    Besoss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Repleta, sin duda. Entre los peores y los cobardes, multitud

      Un beso

      Eliminar
  3. Bonito homenaje en ese vídeo. En otro día lo dijeron en las noticias, que esta gran mujer había sido asesinada por algún perro cabrón. Lo de perro cabrón es cosa mía por supuesto, pero muchos pensarán como yo.

    Besos Pilar.

    ResponderEliminar
  4. Viendo ayer la película "la gran apuesta" en la que nos expone como se produce la crisis del 2008 con el pinchazo de la burbuja inmobiliaria, no se cuanta gente se daría cuenta, que al final de la película, casi en los créditos y exponiendo en letra que es lo que hacen algunos de aquellos tiburones, nos informaba que alguno de ellos se dedicaba a invertir en agua, por tanto no me sorprende que aquellos que molestan por defender un bien escaso y preciado estén molestando a las grandes compañías.

    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Al final, la clave será controlar lo básico, espero que no nos de tiempo a verlo.
      Un saludo

      Eliminar
  5. El capitalismo es una hidra de mil cabezas

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si sabiéndolo, nos quedamos al margen del camino, felices de no ser los protagonistas de tanta destrucción y tanta muerte.
      Un abrazo

      Eliminar
  6. Y eso es todo, nos lamentamos cuando un acto de esta magnitud sucede. Nos lamentamos pero seguimos con nuestras vidas. No nacimos para ser héroes. Qué los demás luchen mientras yo sigo mi vida cómodamente. No juzgo a nadie -¿quién soy para hacerlo?- pero es la verdad. Cada uno "luchamos" desde nuestra trinchera según pero cada uno por su causa.
    Por ejemplo yo lucho porque las bolsas de plástico no se usen más. Reutilizo lo más que puedo -igual que las botellas pet- las que llegan a mis manos.

    La lucha es titánica porque por más que digo a mi familia que no acepten bolsas, lo hacen porque mi lucha no es su lucha.

    Así todos. Cada uno jala para su rumbo tirando de la carreta pero cada uno con destino diferente por eso nos va como nos va.

    Por eso los ricos y poderosos saben que al final de todos modos van a ganar. No les importa que el camino del éxito esté sembrado de héroes, eso quizá lo haga más valioso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tienes razón, son tantas las urgencias, las luchas, las necesidades que nos dispersamos sin ser capaces de incidir realmente en nada y nos ganan, una y otra vez.
      Un abrazo

      Eliminar
  7. Todo un ejemplo de amor a su tierra, al respeto por la Naturaleza y a la defensa de sus ideales.¡Qué triste es sentirse incomprendida!
    Pero cuando hay intereses por medio...
    Homo homini lupus.
    Cariños y buen fin de semana.
    kasioles

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Una luchadora menos, un mensaje claro a quien ose seguir sus pasos, y nosotros asistiendo como mudos invitados a una lucha que acabará con todo, muy duro.

      Un saludo

      Eliminar
  8. En todas partes existe el odio a la naturaleza, aquí el gobierno que rinde culto a la Pachamama y que se dice defensor del medio ambiente ataca y destroza al TIPNIS.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que no la odian, simplemente desean hacerla su esclava.
      Un saludo

      Eliminar
  9. Otra víctima que paga con su vida su lucha por el bien común. Si hay un ejemplo de heroe-heroina Berta fue arquetipo. Aunque a mí estas noticias me obligan a investigar un poco, despertarme y consumir de otra forma, su mensaje lo llevo desde hace tiempo en la mente y lo comparto. No es mucho pero lo intento.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo intentamos y no es poco, quizás llegue el día en que sea suficiente. Gracias por el toque de esperanza
      Besos

      Eliminar
  10. Gracias por este post.
    Que no caiga en el olvido su lucha.
    Ha pagado con su muerte el hacer el bien.

    Besos.

    ResponderEliminar
  11. Sería maravilloso que se hiciese justicia, y sus asesinos acabasen ante un tribunal.
    Pero me temo que en su país, la ley es papel mojado, y una vida humana vale menos que la pistola que han usado para asesinarla.

    Descanse en páz, y que su legado no sea olvidado.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En su país, como en el nuestro, el que manda manda, la única diferencia es que aquí aún nos quedan los restos de un sistema que nació para igualar las cosas.
      Un beso

      Eliminar