, , , ,

Expectativas con puñetas

expectativa
Leí no hace mucho que la expectativa es el germen de la frustración y me pareció una lectura muy pesimista, al fin y al cabo la expectativa es la posibilidad razonable de que algo suceda, no es un sueño o una ilusión fantasiosa ¿no?

Pero tras días como ayer, al fin y al cabo martes y trece, empiezo a pensar que quizás sea una dura realidad, me explico; poco a poco, a un ritmo casi agónico, (derivado en parte de un sistema judicial pensado para los roba gallinas, en parte de la escasez de medios destinados al sistema de Justicia y en parte porque es sencillo elaborar una teoría y muy complicado probarla, por muy obvia que sea la relación causa/efecto) los llamados casos de corrupción del Partido Popular, o como ellos lo llaman esas mazanas podridas que no afectan al conjunto, van acercándose al momento decisivo: la apertura de juicio oral. 

Partido Popular
Y cabe esperar que se acuse a todos aquellos y aquellas de quienes hemos escuchado conversaciones vergonzantes, conocido sistemas, modos, trucos y triquiñuelas para meter la mano en la caja donde se supone que ell@s mismos guardaban el dinero de todos para hacerlo o bien directamente suyo (en forma de yates, chalets, cuentas millonarias en Suiza, Panamá o similares paraísos) o base para la financiación de su partido (ya sea en sedes remozadas o en campañas electorales) 

Y habida cuenta del volumen de pruebas, indicios y confesiones, no parecería muy locuelo pensar que sí, que van a ser condenados, que irán a la cárcel, que devolverán lo robado y que serán apartados de cualquier espacio en el que puedan volver a estar cerca de la caja.

Exceso de expectativaAsumo que esperar que el propio partido pudiera ser disuelto o declarado ilegal por reiterado incumplimiento de normativas varias como la fiscal o la electoral, es mucho esperar, creo que no hay entre nuestros magistrados y magistradas valor para asumir tamaña responsabilidad, sobre todo tras comprobar como se las gasta el sistema con quienes envueltos en su toga se atreven a ir más allá, pero que a los que han pillado, paguen, eso es una expectativa razonable ¿no?

Tras saber que Bárcenas se aparta del caso de los discos duros, alegando que se ha quedado sin pasta para pagar a su abogado, que la Audiencia Nacional considera que no se puede juzgar a su antecesor porque la edad le ha traído bajo el brazo una enfermedad que lo incapacita, que en Murcia no encuentran al testigo clave en el proceso contra el Presidente regional del PP, que Matas anda negociando nombres (de los que se escriben con minúsculas o de los que se escapan por edad...) para no ir a la cárcel por el rosario de causas que tiene abiertas, empiezo a pensar que quizás no, que aún puede ser que se escapen todos y cada una, que toda su pena sea haber abierto algunos telediarios (los que siguen viendo TVE seguramente no se habrán enterado) y haber tenido que leer en algunos medios que son una panda criminal, vamos un poco de paseíllo entre las masas y fiesta, por supuesto con nuestro dinero en sus bolsillos, o dicho de otro modo con nuestras pensiones en sus mansiones.

Justicia
Y si me paro a pensarlo despacio, frustración es poco, no sé si alguien se ha parado a pensar en cuánto podemos aguantar, si tras años de espera también la Justicia pervierte su nombre. Quizás esa también sea una expectativa a evaluar.

9 comentarios :

  1. Y Rita Barberá, la prepotente y chula valenciana, no hay quién le mete mano. Menuda la del "caloret". Por cierto he leído poco a poco las entradas sobre tu estancia en Portugal. Yo estuve hace unos años, y recorrí muchos sitios de los que nombras. Me ha cuerdo perfectamente que Oporto, la parte antigua, estaba un poco dejada de la mano de dios. Estoril es muy bonito, yo estuve hasta en el casino, y joder, como se deja allí la gente la pasta. Creí que no me dejarían pasar, por las vestimentas; porque iba en pantalón corto, pero nadie me dijo nada. Y lo que me pareció un poco engorroso, es para salir de Lisboa, en dirección a España. En cambio para llegar al destino que fue precisamente Estoril, no tuve ninguna pega. A lo mejor, es que para la vuelta, ya estaba más cansado.

    Besos Pilar.

    ResponderEliminar
  2. No se yo si acabaremos bien con todo esto, porque de donde coger nunca se vacía. Un abrazo

    ResponderEliminar
  3. Me da tanto asco todo esto que ya no sé qué decir. Hasta Iñaki Gabilondo con Ana Pastor ya se le veía cansado con este asunto...¿Y qué haremos, sólo nos queda unas terceras, unas cuartas, y unas quintas....? es lo que dijo...

    Besos, Pilar.

    ResponderEliminar
  4. Cuando veía que el PP estaba tratando y consiguiendo ocupar sillones en el Tribunal Constitucional y en el Consejo del Poder Judicial, ya se intuía que la cosa no les iría mal, como parece que así va a ser, otro signo de como es nuestra democracia salida de la "magnífica" transición. ¿Y lo ciudadanos que decimos a esto?, de momento se vota al PP.

    Ahora entiendo esa magnífica formula que has puesto, y este sábado la he padecido. Había una fiesta gallega aquí en Granada, se ofertaban todo tipo de productos gallegos que conociéndolos me presenté en la plaza de toros, era el lugar donde tenían montado todo el tinglado, mis EXPECTATIVAS eran enormes, poder probar sus vinos, su pan gallego, todos sus productos del mar y postres exquisitos, nada más llegar la REALIDAD no tenia nada que ver, autoservicio en platos y vasos de plástico, alimentos precalentados, precios superelevados, ni tan siquiera un simple mantel de papel, con todo esto puedo decir que mi nivel de SATISFACCIÓN cuando salí de allí estaba bajo cero.

    Saludos

    ResponderEliminar
  5. Ya hace tiempo que he dejado de escandalizarme con los asuntos judiciales de los PePeros, porque ha llegado a la conclusión de que nuestro sistema está hecho a la medida del poder.

    Lo que aún me irrita es su desfachatez y descaro. Hasta la mafia siciliana ha sido y es mas discreta que ellos.

    El impedir que todo esto se repita ciclicamente en el tiempo y con diferentes partidos es una reforma política y judiciál en profundidad. . . . Pero, teniendo en cuenta que esta reforma la tienen que ejecutar los mismos que ahora se aprovechan de la impunidad, ¿ se hará realmente alguna vez, se pegaran ellos mismos un tiro en el pié ?.

    No lo creo, soy bastante pesimista en esto.

    Un besazo.

    ResponderEliminar
  6. La Justicia no ha hecho la transición.
    Igual que los militares.
    Siguen en plena dictadura... eso sí, disimulada.

    Ah, y si todas las triquiñuelas legales fallan al final tirarán de indulto.

    Esto es lo que hay en el país de los ladrones.

    ResponderEliminar
  7. Y gente que de motu propio dimitiría en cualquier otro país aquí se aferran al sillón, simplemente dejan pasar un tiempo para que se olvide, de hecho se olvida, se vuelve a votar a ese partido corrupto... Mis expectativas actuales son tan bajas que es muy difícil frustrarme pero cruzo los dedos.

    ResponderEliminar
  8. Lo siento, Pilar, me he rendido. Somos un país de corruptos, no de ahora, de muchos siglos atrás, el PP lo único que hace es guiñarnos un ojo con complicidad, hoy por mí, mañana por ti. Ahí tienes al líder carismático, aumentando sus expectativas electorales

    ResponderEliminar
  9. Lo siento, Pilar, me he rendido. Somos un país de corruptos, no de ahora, de muchos siglos atrás, el PP lo único que hace es guiñarnos un ojo con complicidad, hoy por mí, mañana por ti. Ahí tienes al líder carismático, aumentando sus expectativas electorales

    ResponderEliminar